Una noticia inquietante sobre rodajas de limón:

¿Cuántas veces le han servido una rodaja de limón reseca en la paella o en la decoración de un cocktail o de un postre? Es algo natural, ya que, cuando se producen las clásicas aglomeraciones de banquetes o, habitualmente, en verano, las rodajas suelen llevar cortadas varias horas y sufren el pardeamiento y/o deshidratación, lo que arruina su aspecto, sabor y calidad.

El Centro Nacional de Tecnología Alimentaria (CNTA) ha logrado, tras una investigación de dos años, desarrollar que el limón cortado y envasado se mantenga inalterable durante seis meses a temperatura ambiente y hasta año y medio en refrigeración.

You’re getting it wrong. Se trata de poner limón fresco (si puede ser, recién cogido), no de poner limón de hace un año y medio que parece recién cogido. Esto está casi al nivel de las hamburguesas incorruptas, que aunque no sean de mala calidad ni sean incorruptas por lo que la gente suele decir no deja de ser un ni son malas ni son incorruptas por est y quedan deshidratadas y que, aunque se use con fines malintencionados,.